domingo, 17 de septiembre de 2017

TAN SOLO UN SEGUNDO - Virginia S. McKenzie





Título: Tan solo un segundo
Autor: Virginia S. McKenzie
Editorial: Titania
Páginas: 352








Hannah tenía un futuro prometedor en aquello que más amaba: la danza sobre hielo. Una meta por la que había luchado junto a Nicholas, su mejor amigo y compañero, durante los últimos diez años. Hasta que el error de otro le demostró lo efímeros que pueden ser los sueños.Mikhail hace mucho que olvidó lo que era disfrutar al salir a la pista. Es más, tras la lesión que lo obligó a retirarse del patinaje artístico, creyó que nunca tendría ocasión de recordarlo. Sin embargo, el destino parece dispuesto a darle la oportunidad de volver a competir y, sobre todo, de cumplir una promesa grabada con tinta en su cuerpo. Claro que para ello tendrá que convencer a Hannah de que juntos pueden lograr grandes cosas. Para ambos, luchar por un nuevo comienzo significará tener que hacer frente a sus heridas emocionales, porque solo si son capaces de curarlas encontrarán la manera de vivir y amar sin fronteras.






Tan solo un segundo nos cuenta la historia de Hannah, una chica con un futuro prometedor dentro de la danza sobre hielo, a la que en un instante le cambia la vida. Ella y su compañero Nick tienen que enfrentarse al mundo de una forma completamente nueva, sobre todo en el caso del chico, para el que nada será nunca lo mismo. La chica vive aterrada a subirse de nuevo en un coche y se está dedicando por exclusiva a sus clases, sin ser capaz de concebir la idea de volver a patinar sobre hielo. Hasta que aparece Mikhail Egorov – Misha- uno de los mejores patinadores artísticos del mundo, el cual tuvo que renunciar a su sueño debido a una lesión de rodilla, pero ahora quiere volver y no aceptará a nadie más que Hannah como pareja. ¿Aceptará esta? ¿Serán capaces de vencer a sus miedos y alcanzar sus sueños?

Conocía esta historia casi desde que salió, y me vi abrumada por el éxito que estaba teniendo, la gente la comparaba con Yuri on Ice, anime que no me llamó la atención pero de la que todo el mundo hablaba también genial. Así que por miedo a que las expectativas me jugaran una mala pasada, decidí dejar pasar un poco el tiempo aunque siempre lo tuve en la mira: leía reseñas, acudí a la charla que dio la autora en la Blogger Lit Con… y cuando salió elegido como lectura del mes de septiembre en Érase un Club de Lectura, acabé animándome a leerlo. Y yo también caí rendida ante la novela casi desde la primera página, sentimiento que se prolongó durante toda la historia hasta el final.



“Lucha. Lucha por lo que quieres, en cada cosa que haces y hasta el límite de tus fuerzas, para que cuando todo se desvanezca solo queden sonrisas de satisfacción y no remordimientos”. 



Es complicado poder contaros todo lo que ha supuesto Tan Solo Un Segundo para mí, pero sin duda tengo que comenzar hablándoos de los personajes. La novela está narrada en primera persona desde el punto de vista de los tres protagonistas: Hannah, Misha y Nick, que se van intercalando para construir toda la historia. La chica está pasando por un momento muy difícil, no sólo por las secuelas del accidente sino también porque en su interior hay una batalla entre el sentimiento de culpabilidad y las ganas de volver al hielo. Es dulce y divertida, y cuando Misha decide perseguirla por toda la universidad para que acepte su oferta, una voz en su interior le exige que diga que sí y eso la está matando. Misha por otro lado es el protagonista masculino más adorable que vais a ver nunca, con un pasado oscuro y una timidez que le impide abrirse demasiado a los demás, sus puntos de vista te van revelado poco a poco por qué es así. Además no os podéis perder sus intentos seductores poniéndose colorado, y sus juegos de palabras con la chica, no tienen desperdicio. Nick por otro lado es el que peor lo está pasando, se siente fatal y lo paga con los demás, lo que hace que vuelva a sentirse mal, todo ello le lleva a una espiral de dolor y remordimientos de la que no sabe cómo salir. Los tres personajes se enfrentan de una manera distinta al dolor y a volver a tomar las riendas de su vida, es de lo que hablar el libro: de la superación, de hacer frente a nuestro pasado y salir adelante. De quedarnos con aquello que nos hace sonreír porque el mundo puede cambiar tan sólo un instante y entonces lo que nos queda es el cariño de las personas.

Los personajes secundarios tampoco tienen desperdicio: Tris y Abby, completan el cuarteto de amigos de Hannah y Nick y son los hermanos más divertidos y sin filtro que os podáis imaginar. Abby de hecho, se muda a vivir con su amiga y Misha, y protagoniza montones de momentos desternillantes. Además es una luchadora y no piensa rendirse hasta que sus amigos se recuperen.


“Eres preciosa, tanto por fuera como en todas las cosas que de verdad importan”


La historia está narrada de forma sencilla y preciosa, y la autora te explica todo lo que necesitas saber del mundo del patinaje sobre hielo para que no te pierdas. Además se incluyen múltiples referencias a películas, series, libros… que he disfrutado como una cría – el usuario de twitter de Hannah y el nombre de sus mascotas me ganaron por completo- y que hacen la historia más cercana y amena y que sea más sencillo identificarse con los personajes. 

En cuanto a la trama, fluye con mucha naturalidad, y logra que te sumerjas por completo en la historia desde el primer momento, tanto el terreno de la danza sobre hielo como en el de sus conflictos personales, y eso suele ser algo complicado cuando hablas de un deporte sobre el que hay mucho desconocimiento.  Pero en ningún momento decae el interés, la autora logra mantener tu atención en todo momento, y estuve tentada a hacer trampas y leérmelo del tirón, lo cual cuando eres la creadora del club de lectura queda un poco feo...

Es un libro desgarrador pero también que te hace emocionarte por completo, sobre todo con las distintas relaciones amorosas que surgen y los numerosos giros inesperados que se producen en la historia.

Sin duda, me declaro fan de ambos, historia y autora, y os los recomiendo muchísimo. Tan Solo un Segundo es un libro con importantes submensajes, con personajes complejos que te tocan el corazón. Pero también una novela llena de momentos divertidos, real, que te deja con una sonrisa en la cara, y que pasa directamente a mi lista de favoritos de 2017.





Gracias a la autora, Virginia, por su cercanía y por lo generosa que fue con el club. Estoy deseando poder verla en persona. Si esta es su primera novela tengo muchísimas ganas de seguir leyendo sus próximos libros.


9 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Muy buen libro; me atrapó la sinopsis y tu reseña me motiva a buscarlo ❤

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Que bien que te haya gustado, tengo unas ganas horribles por hacerme con él!
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    Coincido contigo, una de las mejores historias del año, Misha es tremendo!! Me gustó mucho el tema del patinaje y bueno, su historia es preciosa :)
    unbeso
    S

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Misha es fantástico :) ¡Me alegro de que también te gustase!

      Un beso,

      Eliminar
  4. No podría estar más de acuerdo contigo, ¡este libro es una maravilla! La verdad es que no esperaba que me fuera a gustar tanto, pero me llevé una grata sorpresa <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, a mí me pasó lo mismo porque no es el género que suelo leer pero menudo sorpresón me llevé :)

      Un abrazo,

      Eliminar
  5. ¡Hola! Sin duda coincidimos en todo, la historia está tan bien contada y los personajes están tan bien creados, que disfrutarla ha sido muy sencillo. Misha ❤ Estoy deseando leer mucho más de la autora. Buenísima reseña. Besos

    ResponderEliminar